viernes, 24 de enero de 2014

¿Cómo están las bibliotecas escolares? ¿cómo pueden estar?

Durante estos meses estoy en contacto virtual con una centena de maestros de colegios y profesores de institutos de Castilla-La Mancha; algunos, "bibliotecarios escolares" y todos, interesados por el fomento de la lectura y las BBEE. Y lo cierto es que, en uno de los diversos debates que hemos tenido, han salido a la luz muchas ilusiones pero también inquietudes.  
Quiero dejar claro una diferencia para aquellos que no quieren darse cuenta. No hablamos solo de fomentar la lectura, no. Estamos hablando de la biblioteca escolar, como entidad, espacio y centro de recursos para los centros educativos. Digo esto porque estoy un poco cansado de oír a responsables políticos que cuando se debate sobre la BE terminan derivando el debate hacia la lectura porque es más fácil, etéreo, inmaterial,... y uno ya se cansa.
Antes de nada quiero recoger la reflexión inicial de uno de los documentos que en esta entrada difundimos y que se ha publicado este 2013 (Bibliotecas escolares en España. Dinámicas 2005/11) -a ver si nuestros políticos, técnicos, asesores,... toman nota ¡YA!- porque no lo decimos los maestros de a pie de aula, lo dicen gente "importante" y lo avalan la Universidad Autónoma de Madrid, la FGSR, la Fundación SM y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte entre otros.
"Las bibliotecas escolares son reconocidas internacionalmente como piezas clave para el logro de los objetivos de las políticas públicas en educación. Expertos y organismos internacionales consideran las bibliotecas como indicadores de la calidad del funcionamiento pedagógico de un centro educativo, en la medida en que su dinámica favorece la implantación de metodologías basadas en la investigación y en la resolución de problemas, da cuenta de la buena organización y el aprovechamiento de los recursos, y su adecuado funcionamiento trasluce una acción coordinada en relación con la cultura escrita, la alfabetización digital y en información y los recursos para el aprendizaje. De hecho, estudios recientes avalan el papel de la biblioteca escolar como factor predictor del rendimiento académico de los estudiantes, poniendo de manifiesto cómo el grado de desarrollo de la biblioteca escolar junto con el nivel socioeconómico del alumno aparecen, de manera consistente, como predictores eficientes del resultado en las pruebas estandarizadas."

¡TOMA YA!
Y si queremos saber qué podemos hacer, aquí en las conclusiones nos dejan algunas pinceladas que son muy claras.

1. En algunos centros las BBEE se están integrando en la dinámica pedagógica de los centros: participan en los proyectos de centro, apoyan a los docentes y estudiantes en tareas de investigación documental en sus áreas y promueven actividades formativas diversas....
 ... pero es necesario fortalecer la coordinación con los planes de lectura y escritura del centro, como marco compartido por el equipo docente.
2. La formación del responsable de la BE ha mejorado en aspectos como la lectura, la LIJ, biblioteconomía o el uso de internet, y sus funciones se han diversificado y orientado hacía los usuarios...
...pero han disminuido sus horas de dedicación a la biblioteca.
3. Muchas BBEE están profesionalizadas pues cuentan con un plan de trabajo que se evalúa periódicamente, tienen tratamiento técnico normalizado...
...pero se necesita profundizar en el trabajo de la biblioteca concebida como centro para el aprendizaje por competencias.
4. Las bibliotecas disponen de más recursos para adquirir fondos y enriquecer la colección...
...aunque el volumen y la composición de las colecciones siguen estando muy alejados de las recomendaciones internacionales de la IFLA.
5. Las BE están más orientadas que antes a las TIC y disponen de más dotación e infraestructuras iniciando la oferta de servicios digitales...
...pero es prioritario profundizar en la coordinación con los proyectos TIC y, especialmente, en la alfabetización digital y en información como cometido de la biblioteca.
6.  Cuentan con más recursos tecnológicos virtuales (blog, web, redes sociales...) usados principalmente como entornos de difusión y participación...
...pero su uso no está plenamente integrado en los procesos de enseñanza y aprendizaje (plataformas de e-learning, herramientas para crear, publicar y compartir...).
7. Son más activas en el desarrollo de competencias en lectura y escritura, mediante la creación de materiales impresos y electrónicos, el aprovechamiento de las redes sociales para crear grupos de interés o la implicación de la comunidad escolar en sus actividades...
...pero Lengua y Literatura sigue siendo el área prioritaria y se necesita mayor vinculación con el conjunto de áreas del currículo escolar.
8. Con la ayuda de las bibliotecas, la enseñanza está más orientada hacia la investigación y el uso de documentos y fuentes variadas...
...pero solo un tercio de las bibliotecas ofrecen un programa de formación en el uso de la información.
9. Los profesores de Primaria son el agente de formación en el uso de la información que más gana en influencia (en procesos como la búsqueda, selección de fuentes, análisis de calidad, tratamiento crítico)...
...pero en Secundaria, Bachillerato y FP siguen siendo los propios alumnos y la familia, los principales agentes formadores.
10. Las BBEE son visibles dentro y fuera del centro: en Claustros, documentos oficiales, jornadas, gestión de un blog...
...pero se echa en falta una mayor participación de las familias en los órganos de coordinación o en las actividades y dinámicas de la biblioteca.
11. Las BBEE tienen un mayor dinamismo y realizan más actividades de promoción, favorecen la implicación del profesorado...
...aunque ha disminuido en horario extraescolar la oferta del servicio.
12. En Primaria se muestran muy activas en cuanto al número de visitas y préstamos...
...pero la actividad desciende en etapas superiores (ESO, Bachillerato y FP).
13. Desde 2005, se han recibido aportaciones económicas (ordinarias y extraordinarias) que han tenido un impacto en las infraestructuras, en la colección y en las dinámicas de uso...
...pero no está garantizada la sostenibilidad de los proyectos .
14. Las BBEE están inmersas en procesos de mejora, innovación y búsqueda de nuevos aliados para sus proyectos...
...pero estos procesos no están generalizados y su extensión no solo depende del centro, sino del apoyo continuado desde las Administraciones educativas, para favorecer la consolidación de estructuras y redes de colaboración.

Es importante evaluar nuestro trabajo, saber dónde estamos para diseñar el cambio, podría ser funcional utilizar un CUESTIONARIO DE AUTOEVALUACIÓN y desde el análisis de los resultados marcar una hoja de ruta o un plan de mejora (analizar el Marco de referencia para las BBEE en España y coger algunas ideas por aquí y por aquí). Así podemos concluir que algunas líneas de mejora y actuación podría ser:
  1. Configuración en el centro de una biblioteca escolar bien organizada, según parámetros normalizados y en condiciones adecuadas de espacio, ver documento y ejemplos.
  2. Configuración de equipos de trabajo con adecuada formación y motivación; dispuesto a realizar un análisis en profundidad de la situación de partida con la participación del Equip directivo.
  3. Equilibrado de la colección según orientaciones internacionales respecto a los fondos librarios y no librarios, de ficción y de información; dando respuesta a todas las áreas y sensibilidades. Compensando diferencias (ver ejemplo) y  potenciando la catalogación informatizada de todo el fondo (ver documentos).
  4. Elaboración de documentos organizativos y programáticos contextualizados en el centro educativo, aprobados por los Consejos Escolares e incluidos en los proyectos de centro (ver documento y ejemplos).
  5. Elaboración de un programa de fomento de la lectura y educación literaria (ver documento).
  6. Elaboración de un programa de formación de usuarios y competencia en el uso de la información (ver documento).
  7. Conformar estrategias de implicación internas en el centro: docentes, familias y alumnos.
  8. Diseñar una línea de expansión de la biblioteca escolar como mediadora en la sociedad en red, configuración de la biblioteca2.0 con herramientas digitales (ver documento y tutorial)
  9. Participar como centro y BE en la configuración de redes de agentes dinamizadores con otras BE, bibliotecas municipales, administraciones, servicios públicos y privados... crear una red de colaboración.
Desde estos enlaces se puede acceder al estudio.

3 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Hombre, chaval.
      Me encanta saber de ti, sé que tampoco paras.
      Un abrazo fuerte y como ves, seguimos en el candelero (aunque tomando vitaminas) ;-)

      Eliminar
    2. Hola Antonio. Soy Rosalía del CEIP El Santo de Alcázar de San Juan. Te recuerdo de la época dorada de la implantación del plan de lectura en los coles. Recuerdo las sesiones, creo que semanales, de la comisión de la biblioteca. De aquellas semillas que se plantaron seguimos trabajando en nuestro cole y algunos frutos hemos conseguido. Ahora con el curso que lleva José Manuel Garrido esperemos que podamos seguir aumentando la plantación.

      Eliminar